Sitios de Interés
Entrevista a la Presidenta de la CDHDF, Nashieli Ramírez Hernández, en el Segundo Seminario “Pensamiento Latinoamericano sobre Derechos de la Infancia”

Entrevista a la Presidenta de la CDHDF, Nashieli Ramírez Hernández, en el Segundo Seminario “Pensamiento Latinoamericano sobre Derechos de la Infancia”

Transcripción 27/2017
8 de noviembre de 2017

Pregunta (P): Yo quería hablar de migración. Yo sé que es muy pronto, pero el tema migratorio, los niños. Digo, tienen muchas tareas, prioridades, pendientes, ¿pero en materia migratoria?

Nashieli Ramírez Hernández (NRH): Importantísimo. Fíjate que la Ciudad ha venido durante los últimos dos años recibiendo cada vez más población migrante. O sea, el problema de movilidad no nada más es un problema de movilidad en términos de tránsito y de transporte, que lo hay, sino que es un problema que está creciendo y que se está generando a partir de los procesos migratorios. Tenemos cada vez más familias que están retornando con niñas, niños y adolescentes, algunos solos, otros con familias, pero que se están quedando en la Ciudad. Los regresan generalmente a la Ciudad de México, se acuerdan que los reciben en el aeropuerto, y no se están yendo a sus lugares de origen, básicamente de donde partieron en algún momento, por la falta de empleos y oportunidades.

Entonces de entrada tenemos ahí ya de hecho una política fuerte del Gobierno de la Ciudad de México para la atención a estas familias y a estos migrantes, pero entonces tenemos que tener una estrategia muy clara de protección o de derechos humanos también para estos migrantes.

A esto se suma también lo que implica todos estos, digamos, cierres de frontera con relación a nuestros migrantes hondureños, guatemaltecos y salvadoreños. En el caso de, acuérdense, niñas, niños y adolescentes, el Estado mexicano está obligado a cuidarlos como si fueran cualquier niño mexicano. Y entonces estamos con muchachos solicitantes de asilo. Estamos con muchachos que no están solicitando asilo; o jóvenes o adolescentes que están afuera en las calles ya, y también entonces tenemos que enfocar la mirada a esta población.

Entonces básicamente lo que nosotros decimos es: recuperemos la Ciudad como una Ciudad santuario. La recuperaremos para los migrantes, la recuperaremos para los periodistas, la recuperaremos para los defensores de derechos humanos.

P: Nashieli, ¿de qué tamaño es el reto que vas a enfrentar a partir de hoy?

NRH: Del tamaño de esta Ciudad: 8 millones, más 12 más que transitan por ella. Muchas gracias.